Crónicas Cuarenténicas.


Día 22

... he apagado indefinidamente mi cabeza y me he decidido a no pensar... estoy cansado de pensar... cuando mi cabeza tiene demasiado tiempo por delante para hacer lo suyo, va tomando poco a poco velocidad y luego de unos días ya no hay quien la alcance o la detenga, y es como el Titanic arremetiendo contra un iceberg... como el objeto principal de mis pensamientos son ustedes, los que amo, los que están lejos, los que quisiera tener aquí cerquita; cuando se me agotan los pensamientos razonables, mi cabeza empieza a fabricar historias fantásticas, que van desde planear minuciosamente una fuga a algún puerto, robar un barco, atracar en alguna isla donde no sepan de todo lo que está pasando acá, y ser felices y olvidarnos... hay aventuras y catástrofes diversas y lamento ponerlos a ustedes a mi lado en el papel protagónico... lamentablemente no todo lo que crea mi cabeza son historias felices, y a veces paso mucho tiempo pensando si la última vez que los vi, aquella vez que fuimos tan felices, no habrá sido en efecto la última vez... no me hagan caso ni se mal viajen... son cosas del encierro, la soledad y mi cabeza metidas todas juntas en un cuarto durante demasiado tiempo...

... todo esto tiene un nombre clínico, lo sé, pero sólo escribo palabrotas en mis textos cuando es estrictamente necesario... psiquiatras y terapeutas absténganse...

... conozco bien mi cabeza y sus mecanismos y sé reconocer cuando hay que oprimir el gigantesco botón rojo de paro total... a lo mejor les pasa o les ha pasado... se apagan las máquinas, baja la presión y la velocidad; y con suerte alcanzo a dar vuelta para no estrellarme de lleno contra el iceberg... en todo caso, no sería la primera vez...

... he apagado un poco mi cabeza y estoy decidido a no pensar, así que voy a olvidarme un rato de gráficas, de noticias, de memes, de discursos, de las redes, del teléfono... voy a poner en orden mi casita y mi cabeza, a lavar todo lo lavable, a ordenar todo lo ordenable y dejarlas a ambas bonitas y habitables... voy a cantar canciones tontas mientras lo hago y voy a platicar un poco con el perro que es un gran conversador, y casi siempre está de acuerdo conmigo...

... de todos modos no se olviden que aunque tenga la cabeza en proceso de frenado, echando chispas, los guardo a casi todos (porque no a todos desde luego) en mi renegrido corazón, así que no les extrañe si cualquier día de estos paso a buscarlos para fugarnos juntos a algún puerto... ¿alguien conoce un barco mal vigilado y las coordenadas de alguna isla razonablemente deshabitada?...

30 vistas1 comentario